Mitos y verdades ‘digitales’ durante el Paro Nacional

paro nacional Colombia 2021 fact checking digital

«Están diciendo que…», «¿Si vieron qué…?», «Está circulando…» son fragmentos de frases cada vez más recurrentes en días de Paro Nacional. Están circulando mensajes de todo tipo y en diferentes formatos (audio, texto, video), y ese voz a voz diario masivo hace que cualquier persona se pierda en un mar de informaciones (ciertas y falsas).

¿A quién creerle? Una cosa son los datos, los hechos y otra el contexto (o la falta de él).

El malestar producido por la infoxicación (exceso de información), además de traer consecuencias psicológicas, genera desconfianza y hace que los entornos digitales se conviertan en espacios de enfrentamiento. Una información falsa no es lo mismo que un rumor, por eso es importante fortalecer el pensamiento crítico en situaciones tan difíciles como la que se vive actualmente, así como es relevante identificar los diferentes actores que existen (y sus objetivos). Hay opinadores, organizaciones no gubernamentales, entidades oficiales, medios periodísticos o la ciudadanía per se.

No se puede dejar de lado el entender cómo funcionan algunas plataformas, o que las opciones que estas permiten (como silenciar palabras y cuentas) generen más burbujas sociales o cámaras de eco –el fenómeno que se produce cuando un conjunto de ideas del mismo segmento informativo o ideológico se amplifica y se transmite en un sistema hermético, donde lo diferente se censura o se prohíbe– o dan una visión parcial de un entorno más diverso.

De otro lado, también es necesario no perder el foco en cómo funciona el capitalismo de la atención (del que hablamos en Contra TIC) y sus estrategias para posicionar mensajes, que las emociones juegan un papel importante en estos entornos y por eso hay que blindarse con capas y capas de acciones diarias para no perderse entre la infoxicación alrededor del Paro Nacional.  

En este escenario, la verificación de noticias (el chequeo) es fundamental. Sin embargo, este es un trabajo que realizan pocos actores, como es el caso de la verificación sobre el Paro Nacional de Colombiacheck o El Detector de La Silla Vacía. ¿Qué tan cierto es esto o aquello? Recolectamos algunos de los hechos digitales más mencionados durante el Paro Nacional y revisamos algunos datos.

*Impacto TIC consultó a Twitter y Google, sin embargo, no fue posible obtener respuestas.

Apagón de Internet en Cali: por investigar

Netblocks, una organización no gubernamental que da seguimiento a la ciberseguridad y gobernanza de Internet, alertó sobre una interrupción al servicio en Cali, desde las 4:30 de la tarde del martes 4 de mayo, hasta el amanecer del miércoles 5 de mayo. El reporte no específica razones de por qué se produjo la interrupción en el servicio.

Sergio Martínez Medina, director ejecutivo de la Comisión de Regulación de Comunicaciones (CRC), le confirmó a Impacto TIC que efectivamente hubo afectación en el servicio, a causa de daños a la infraestructura. En el caso de Movistar, la empresa indicó que el martes se presentaron robos de cable que afectaron su servicio fijo, sobre todo para el distrito de Aguablanca, y que no había sido posible hacer los arreglos debido a las manifestaciones. Algo similar sucedió con Virgin Mobile: el 5 de mayo presentó fallas. La empresa se pronunció públicamente diciendo que ya estaba de vuelta.

De otro lado, el Ministerio TIC se pronunció sobre las denuncias de la afectación del servicio:

«Se mantiene la falla de banda ancha principal que afecta a 6.699 accesos fijos y 5.700 líneas telefónicas en Cali. En horas de la mañana de este jueves, 6 de mayo, el operador intentó desplazarse a la zona para efectuar reparaciones, pero reporta que no fue posible acceder al punto de la falla.

En esa misma ciudad se presentó una contingencia en uno de los nodos de la empresa Cable & Wireless que presta el servicio de red de transporte. La falla, reportada desde las 8 p.m. del miércoles 5 de mayo, afectó el servicio de voz en las comunas 10, 11, 12, 15, 19 y 20.

Este incidente ocurrió por ausencia de electricidad en este nodo de transmisión, porque se encuentra ubicado cerca de una bomba de gasolina que fue objeto de acciones vandálicas y la electrificadora desconectó el suministro por razones de seguridad.

Por lo demás, en la capital del Valle no se registran fallas en la red móvil ni afectaciones adicionales a la red fija.«

El 21 de mayo, el Ministerio TIC reporto que desde el inicio de las manifestaciones el pasado 28 de abril, los operadores han solucionado un total de 1.008 fallas y que se encontraban atendiendo 663 casos en el territorio nacional. «Los operadores confirmaron que las anomalías reportadas este martes se debieron a problemas de acceso por alteración del orden público en algunos casos, energía, hardware, cortes de fibra, y otras por determinar«, agregó. Esas «otras por determinar» son las que mantienen las alertas prendidas y las investigaciones pendientes.

Vale la pena destacar que existen denuncias sobre el uso de inhibidores de señal, cuyo uso está reglamentado por la resolución 2774 de 2013 y únicamente el Mininisterio TIC podrá autorizarlo, en los lugares y tiempos que señale. En principio, su uso está prohibido, sin embargo, preocupa que en esta norma se permiten «excepciones de seguridad pública».El ejercicio de control y vigilancia es potestad de la Agencia Nacional del Espectro, que no ha publicado denuncias sobre uso de estos dispositivos en el marco del Paro Nacional. 

Y en este mismo punto, han circulado imágenes falsas del uso de tales dispositivos. Así lo reveló el Detector de La Silla Vacía, que con una búsqueda inversa de la imagen en Yandex encontró que la imagen que circula en Facebook está recortada y que en la foto original aparece una foto del informe con la sigla Swat (por Special Weapons and Tactics).


Instagram está censurando: falso y generando mitos

El jueves 6 de mayo la atención se posó sobre las historias de Instagram, o sobre la ausencia de las mismas. Ciudadanos de diferentes partes del país reportaron que sus historias habían desaparecido sin explicación alguna, por lo que aumentó la sensación de censura. Sin embargo, el mismo día Instagram se manifestó públicamente y explicó que se trataba de una falla en diferentes partes del mundo.

«Ayer experimentamos un error técnico que afectó las historias, los momentos destacados y los archivos de millones de personas en todo el mundo. Para las personas afectadas por este error, vieron que sus historias que estaban compartiendo publicaciones desaparecían y faltaban sus historias de archivo e historias destacadas».

Adam Moseri, director de Instagram.

El 7 de mayo, Instagram emitió un comunicado relatando la serie de acontecimientos desafortunados y la explicación de lo que sucedió:

«El miércoles comenzamos a recibir informes de personas en Colombia que indicaban que parte de su contenido no aparecía en las historias y que las publicaciones más antiguas estaban desapareciendo de los ‘Destacados’ y del archivo’. Primero, no hubo explicación de por qué estaba sucediendo esto. Buscamos específicamente las razones por las que podría estar afectando el contenido relacionado con las protestas pacíficas en curso, pero no pudimos encontrar ninguna explicación sobre qué podría hacer que desaparecieran. Apoyamos enormemente a las personas que buscan usar nuestra plataforma para crear conciencia, especialmente en momentos en los que buscan educar e informar a quienes los rodean. De modo que seguimos investigando lo que estaba sucediendo, sin perder de vista la situación en Colombia.

El siguiente día (6 de mayo), comenzamos a recibir informes similares sobre problemas de distribución de contenido, pero esta vez en Canadá y Estados Unidos. El 5 de mayo fue el Día Nacional de Concientizacion sobre las Mujeres Indígenas Asesinadas y Desaparecidas, y comenzamos a recibir informes de que el contenido relacionado con este día crucial de acción no se mostraba a la gente, nuevamente, especialmente en las historias. Empezamos a recibir más informes de que esto no estaba afectando a todas las publicaciones, lo que llevó a la gente a creer que estábamos actuando con contenido relacionado con este tema.

Una vez más, trabajamos lo más rápido posible para descubrir cuál podría ser la causa de esto, y ahora teníamos la confirmación de que definitivamente estaba ocurriendo un problema. Fue entonces cuando emitimos nuestra primera declaración, dejando en claro que este tema tuvo un impacto amplio y global. Al mismo tiempo, estábamos investigando nuestros sistemas para intentar llegar al fondo de esto y encontrar una explicación. Dadas las conversaciones increíblemente delicadas que estaban teniendo lugar en las redes sociales, queríamos asegurarnos de que la gente tuviera respuestas y resoluciones claras lo más rápido posible. Unas horas más tarde, también comenzamos a ver informes de personas que llamaban la atención sobre lo que estaba sucediendo en el barrio de Sheikh Jarrah en el Este de Jerusalén.

En este punto, teníamos claro que había un problema, pero sabemos que no era específico de ningún país o tema. Queríamos asegurarnos de que la gente también entendiera eso, pero todavía estábamos tratando de averiguar qué había causado estos problemas y por qué algunas publicaciones se vieron afectadas pero otras no.

Justo después de la medianoche del 6 de mayo, nuestros sistemas automatizados lanzaron una actualización para determinar mejor si los contenidos recompartidos en una historia aún estaban disponibles. Esta verificación es importante porque, cuando funciona según lo previsto, si alguien ya no puede ver los medios recompartidos (en caso de que se haya eliminado o archivado), la historia en sí se elimina porque no compartimos el contenido que alguien ha eliminado. Esto impactó las historias creadas a partir del miércoles y se prolongó hasta las 3 a.m. (Hora Pacífico) del jueves.

En el caso de las historias ‘Destacadas’ y del archivo, afectó todas las publicaciones que tenían contenido recompartido, que se crearon antes del jueves por la mañana. Desafortunadamente, la actualización dio como resultado que nuestros sistemas tomaron todos los medios recompartidos publicados antes de la medianoche como perdidos. Parte de la razón por la que nos tomó tanto tiempo averiguar lo que estaba sucediendo fue porque se trataba de una implementación automatizada y tuvimos que analizar todas las posibilidades.

Sabemos que decenas de millones de historias se vieron afectadas, y específicamente aquellas que contenían publicaciones que fueron recompartidas desde Feed. También sabemos que a los momentos destacados y al archivo les faltaban algunas publicaciones porque el contenido se modificó y se publicaron antes de la medianoche del 6 de mayo. Los dos países que enfrentaron el mayor impacto fueron Estados Unidos y Brasil. Todo el contenido ahora se ha restaurado.

Lamentamos mucho que esto haya sucedido. Especialmente para aquellos en Colombia, en el Este de Jerusalén y las comunidades indígenas que sintieron que esto era una supresión intencional de sus voces e historias, esa no era nuestra intención en absoluto».

Se trató de una desafortunada coincidencia que exacerbó los ánimos digitales. Tanto así, que se crearon tendencias sobre cómo ‘engañar al algoritmo’ de Instagram para que no se bloquearon las historias, por lo que de repente comenzaron a aparecer publicaciones con filtros diferentes, stickers de corazones o con música, fuera de contexto de la movilización. Impacto TIC habló con Facebook y la empresa señala que esto (el uso y efectividad de estas prácticas) se trata de un mito.


Facebook está tumbando transmisiones: cuestionable

Las transmisiones de video se han convertido en un recurso para evidenciar los abusos de autoridad y para, en general, reportar qué está sucediendo en diferentes partes del país. Pero las denuncias bajo la etiqueta de ‘censura’ tampoco tardaron en aparecer.

Facebook señala que no existe censura en la plataforma y lo que hay es un conjunto de Normas Comunitarias que describen lo que se permite y no se permite dentro de la plataforma. Por ejemplo: Lenguaje que incita al odio, contenido violento y gráfico, desnudos y actividad sexual de adultos, servicios sexuales, contenido cruel e insensible, e incluso el daño a la propiedad, por mencionar algunos contenidos inaceptables por Facebook.

Si hay contenido que infrinja alguna de estas normas, la Inteligencia Artificial se encarga de ocultar o eliminar. Es decir, la primera barrera es este algoritmo que identifica imágenes de violencia, automáticamente las oculta.

“Estamos siguiendo de cerca la situación de Colombia. Nuestros equipos de respuesta rápida y sistemas automáticos de detección están actuando sobre el contenido que viola las Normas Comunitarias de Facebook, incluyendo la incitación a la violencia y discurso de odio” , explicó el portavoz de Facebook.

Ahora, en el marco del Paro Nacional en Colombia, Facebook le confirmó a Impacto TIC que la empresa ha creado un equipo de más de 60 personas para hacer seguimiento a las dinámicas y para tomar algunas decisiones, haciendo excepciones a las Normas Comunitarias en casos específicos.  Por eso, se han tomado decisiones como no eliminar estos contenidos de violencia o gráficamente sensibles y en cambio se ha puesto una portada de ‘Contenido sensible’. Entonces, en un primer paso la IA reacciona al contenido (siguiendo las normas comunitarias) y en un segundo momento este equipo humano revisa el contenido, lo restaura (si es el caso) y pone el marco mencionado.

“Sabemos que las personas acuden a Facebook para debatir los temas que más les interesan y tenemos normas para mantener un ambiente seguro en nuestras plataformas, que no permiten publicar imágenes violentas. En el marco de las manifestaciones en Colombia, estamos trabajando para habilitar publicaciones que sean de interés público, advirtiendo a los usuarios que puede tratarse de imágenes sensibles», agrega el vocero de la compañía.

Ahora, esto se traslada a otros casos más allá del video, como las fotos (imagen) y comentarios (texto). Si se infringen las citadas normas, la tecnología automatizada entra en acción, y posteriormente lo hace el equipo de verificación.

Al igual que con Instagram, aquí surge otro mito: «no reaccionen o nos tumban la transmisión». Esta frase ha sido recurrente en algunas transmisiones de Facebook. La empresa responde que esto es falso, ya que justamente estos espacios se crean parar genera millones de reacciones y comentarios. Una muestra son los conciertos o espectáculos masivos y mundiales, que generan millones de reacciones.

Consejo: leer y tener muy presentes las Normas Comunitarias y que no se alimente la sensación de censura. Hay que tener en cuenta que se van actualizando. Se puede no estar de acuerdo con Facebook, u otra plataformas, pero estas empresas son claras con lo que se puede y no se puede hacer. Además de contar con algoritmos entrenados, y que aprenden a diario (Machine Learning), tan solo basta con que se genere un solo reporte para que esta tecnología entre a revisar contenidos o cuentas reportadas.

«No eliminamos de Facebook el contenido en función de la cantidad de veces que se reporta. Facebook tiene mecanismos para que la gente reporte si considera que Facebook no debió hacer eliminado un contenido. Si solicitaste una revisión y aún no estás de acuerdo con nuestra decisión, puedes presentar una apelación ante el Consejo asesor de contenido«, agrega la compañía.

¿Qué consecuencias hay por infringir normas? Varían en función de la gravedad de la infracción y del historial de la persona en la plataforma. Por ejemplo, la primera vez que una persona infrinja las normas, Facebook puede enviarle una advertencia, pero si continúa infringiendo las políticas, pueden restringir su capacidad para publicar o inhabilitar su perfil. También es posible que la empresa dé aviso a las autoridades si cree que existe riesgo de daños físicos o amenazas directas a la seguridad pública.


Transmisiones de denuncias de violencias: algunas son verdaderas y otras son falsas

En medio de la crítica situación social que vive Colombia, todos los días aparecen denuncias de diferente tipo. Algunas ciertas y otras falsas, como lo pudo corroborar Colombiacheck.

Circulan falsos videos ‘En vivo’ de hechos de violencia, que son subidos a Facebook desde cuentas recién creadas y que no se pueden identificar. En el caso de Cali, circuló un video en el que se advertía de la presencia del Esmad en ciertos puntos, lo que generó miedo y disuadió manifestaciones.

«Revisamos varios de estos falsos directos y encontramos que son publicados en grupos de Facebook como Galaxi, We love Colombia, Colombia y Colombia Feeling por cuentas recién creadas. También son, en su mayoría, perfiles que no tienen ni nombre ni foto que identifique a los usuarios», explica Colombiacheck.

Otra dinámica recurrente es publicar falsos videos en vivo, que corresponden a otros momentos. Esto es fácil de hacer, ya que tanto Facebook como Youtube tienen una opción para programar ‘Estrenos’, entonces se pueden usar videos pregrabados y se comparten como si sucedieran en vivo. En el caso del Paro Nacional, se ha identificado que se usan videos recientes, que tienen días de diferencia, y son publicados por perfiles fantasma (cuentas creadas recientemente y que han desaparecido con el paso de los días). En otros casos, se usan videos que corresponden a otras protestas, como las de Venezuela.

El Centro Cibernético de la Policía le dijo a Colombiacheck: «A través de la red social Facebook, se ha logrado identificar una campaña de desinformación relacionada a situaciones de manifestaciones sucedidas en días anteriores en la ciudad de Cali y Bogotá y los cuales en la actualidad están siendo compartidos por blogs personales creados en el mes de marzo, a través de videos en vivo como movilizaciones actuales y los cuales buscarían generar caos y zozobra en el país”.


La verificación continúa, es diaria. Y el la primera línea son las personas. Antes de compartir un contenido es necesario hacer un pausa, analizarlo y verificarlo. Aunque en la mayoría de los casos, especialmente en un momento social como el actual, las personas quieren ayudar a otras, pueden estar siendo víctimas de otros intereses.

La formación y el fortalecimiento de la ciudadanía digital es clave para el desarrollo y la transformación social. Para esto existen cursos gratuitos como Soy Digital.


Foto de portada: Byron Jimenez (En: Unsplash