Pese a que en el pasado el trabajo remoto era entendido como una ventaja laboral, la realidad es que hoy por hoy es una necesidad. El advenimiento de la pandemia trajo consigo también un cambio fundamental en la forma de entender el trabajo. Aunque muchas de las empresas de tecnología –tipo Google, Microsoft o Facebook– fueron de las primeras en migrar hacia trabajo 100 % remoto, la realidad es que no todas contaron con una transición fluida.

Los retos son bastantes, no solo desde el punto de seguridad, sino además desde la curva de aprendizaje necesaria. En muchas ocasiones, trabajar remotamente también representa nuevas herramientas para aprender y nuevos procesos. Para entender mejor esto, Impacto TIC dedicó un bloque al trabajo remoto durante el evento Tecnologías al rescate de las empresas.

En este espacio, invitados especiales conocedores del tema compartieron algunas claves del trabajo remoto. Aunque algunas oficinas vuelven a una normalidad lenta pero segura, la posibilidad de trabajar desde distintos espacios se abre como una posibilidad que ofrece ventajas para empleadores y empleados.   

Acompañamiento desde lo remoto

Como es de esperarse, uno de los pilares fundamentales es el acompañamiento remotamente por parte de los empleadores. En un ambiente físico, la ayuda en la oficina está a algunos pasos de distancia. Trabajando en casa, es fundamental establecer canales de soporte que también reflejen esa filosofía.  

Durante estos momentos, lo que pudimos verificar es que lo que ustedes [las empresas] necesitan es una plataforma de asistencia remota”, explica Carla García, Directora de ventas de Zoho para América Latina. Poniendo un ejemplo, la utilización de computadores compartidos facilita la solución de problemas técnicos para personal por fuera de la oficina. .

Este es un tema que para todos es nuevo y fue sorpresa, y lo que ha venido ocurriendo es pensar en ‘¿Cómo les enseño a mis colaboradores para sacar el mejor provecho de la tecnología, para usarla bien y para ser responsable con la seguridad?’”, añade Juan Pablo Villegas, Gerente General de Citrix Colombia.   

Adicionalmente, este acompañamiento no se limita a temas laborales. También debe ser, en muchos casos, en relaciones interpersonales y organización del tiempo. Trabajar en casa puede volver borrosos los límites entre tiempo libre y tiempo de trabajo, y es importante saber instruir a sus empleados para garantizar su bienestar. 

La seguridad requiere entrenamiento

De la misma forma, uno de los puntos más importantes durante el trabajo remoto es mantener la seguridad de todos los equipos conectados. Mientras que garantizar esta seguridad en una oficina presencial es relativamente fácil, el tema se complica cuando los empleados deben acceder a información sensible desde equipos personales.

A veces vemos la seguridad como una seguridad informática, pero nosotros como empleados y colaboradores de cualquier organización somos igualmente responsables de mantener al máximo la seguridad desde nuestros dispositivos –dice Villegas–, porque hay mucha vulnerabilidad que viene del usuario hacia el dispositivo. Esto se puede subsanar con entrenamiento”.

De nuevo, la formación apropiada en temas de seguridad es una de las claves del trabajo remoto que llevarán a una organización más segura. Ahora bien, esto también incluye temas que competen a todos los trabajadores. 

Formar buenos hábitos en remoto, tales como mantener mi equipo actualizado, tener parches de seguridad al día o tener diferentes suites de seguridad –tipo Kaspersky o MalwareBytes–, son prácticas sanas de todos los días. Esto no solo se extiende a computadores, sino también a teléfonos y todo tipo de dispositivos conectados.  

El trabajo remoto es mucho más que la pandemia

Y pese a que el trabajo remoto salió a brillar durante la época de pandemia, lo cierto es que es una modalidad que venía desde antes y que seguramente será igual de importante durante la nueva normalidad. La implementación, por ejemplo, de sistemas integrados en la nube ofrece flexibilidades que se ven potenciadas por la posibilidad de trabajar en distintos lugar. 

El trabajo desde otros lugares distintos a la oficina presenta algunos retos importantes. Sin embargo, es importante saber que estos retos solamente pueden ser superados si ambos –el empleador y el empleado– trabajan de forma conjunta para mejorar la rutina de procesos. 

Así las cosas, el trabajo remoto se convertirá no solo en una ventaja, sino además de una parte integral de la compañía.