La panela es uno de esos productos tradicionales que siempre han estado en la mesa de los colombianos y que incluso han servido como ‘tetero’ para muchos niños y niñas en el país. Según Fedepanela, más de 350.000 familias viven y dependen de este dulce sabor del campo que no solo se disfruta en Colombia, sino que ha traspasado fronteras hasta llegar a países de Europa.

A pesar de la tradición de la panela en las mesas colombianas, las nuevas generaciones de paneleros se han dado cuenta de la necesidad de innovar con este producto y llevarlo al siguiente nivel. Propuestas como mezclar la panela con otros alimentos insignia del campo colombiano y reinventar su empaquetado son algunas de las estrategias que han utilizado los jóvenes emprendedores para diversificar y darle una presentación más gourmet a la panela.

En el marco del Campus Party Colombia 2021, se dio una conversación con 2 jóvenes empresarios de la panela que evidencia la cultura, el relevo generacional y la diversificación del producto. David Cruz, gerente general de Cholejo, y Yodi Ramírez, CEO de Delight Cane, contaron cómo llegó la panela a sus vidas, cómo es la diversificación que sus empresas le han dado al producto y cuál es el futuro para este dulce sabor del campo colombiano.

En el caso de David Cruz, se trata de la cuarta generación de paneleros. Este joven del municipio de Sasaima, Cundinamarca, está marcando el relevo generacional para darle un factor innovador y juvenil a la panela. Busca unir lo mejor de la tradición para alinearlo con la ciencia y la técnica, y así mejorar la condición del campesino productor.

Por su parte, la historia de Yodi Ramírez no incluye una familia panelera ni una relación con el campo tan directa. Aun así, su gusto por este alimento nace de un proyecto universitario al imaginar una manera más fácil de consumirla, teniendo en cuenta que Colombia es el segundo productor de panela en el mundo.

Colombiano que se respete ha tomado agua de panela

Seguramente la gran mayoría de colombianos alguna vez en su vida ha consumido este alimento y para Yodi Ramírez es claro que muchas veces se asocia a la panela o al agua de panela como algo para personas pobres. Según Ramírez, la panela es un producto increíble que tradicionalmente no ha estado tan bien presentado y por eso su compañía buscar llevarlo al siguiente nivel a través de la presentación.

«Es un producto que tiene mucho potencial, pero no está tan bien presentado. Se busca que nuestra presentación de la panela rompa con ese patrón. Por eso, lo primero que se ha hecho es desarrollar una presentación diferente con empaques biodegradables y atractivos», dijo Ramírez.

La propuesta de Delight Cane ha involucrado el desarrollo de nuevos empaques para sus productos y una presentación en polvo que permita a las personas ver y entender que con la panela se pueden hacer muchas cosas. Además, la empresa de Ramírez ha llevado la facilidad de uso a un nivel en el que es posible disfrutar de una cuajada con dulce de panela sin necesidad de derretirla, pues ya se vende en presentación líquida y lista para el consumo.

Panela liquída de Delight Cane

Por su parte, en Cholejo han tomado el camino de mezclar otros productos del campo colombiano con la panela y ponerlos en una presentación atractiva y responsable con el medio ambiente. La empresa de David Cruz ha tomado un alimento tan tradicional como la chucula, que incluye panela, y lo ha llevado a una presentación práctica en forma pastillas redondas que ya incorpora el cacao, los llamados 7 granos y la panela. Asimismo, Cholejo ha creado un chocolate en polvo con una presentación similar a la de Delight Cane que ya incluye la panela y viene listo para preparar.

Para Cruz la innovación en la diversificación de la panela se da cuando a la tradición se le agrega ciencia y se crean nuevos productos o nuevas formas de presentarlos.

«La clave del sector panelero son modelos de negocios que sean rentables para todos. El futuro de la panela está en la manera en que la consumimos, en poder desarrollar nuevos productos que se puedan combinar», afirmó.

Frente a futuro de la panela, empresas como Cholejo ven un enfoque hacia el campesino del mañana que va a ser joven, estudiado y que va a aplicar la ciencia y la tecnología sin olvidar la tradición. «Veo un futuro prometedor para el campesino. Va a unir lo mejor de la panela, el cacao y el café para ofrecer un producto sano para el consumidor y que hará que el productor tenga bienestar. Hay que darle importancia a la actividad de la producción. Ojalá el intercambio sea del campesino directamente con el consumidor y sin intermediarios», ha concluido Cruz.


Imagen principal por Marco Verch Professional Photographer en Flickr (CC BY 2.0)