Cuando hablamos de tecnologías empresariales, el mismo nombre nos hace pensar inmediatamente en las grandes empresas que invierten grandes sumas en tener la vanguardia tecnológica. Sin embargo, lo cierto es que gran parte del tejido empresarial de Colombia y de la región en general está enfocado en las pequeñas y medianas empresas, las famosas pymes.

Dado que representan por mucho la mayoría de las empresas en la región, uno de los puntos más importantes en la adopción tecnológica está en poder llegar a todas estas empresas. Desde conceptos conocidos como la nube hasta otros más modernos como la Inteligencia Artificial de IoT, lo cierto es que apoyar a las pymes en su transformación digital trae no solamente beneficios para esas empresas, sino a todo el ecosistema y los países.

Con esto en mente, vamos a repasar algunos de los puntos esenciales que cada pyme debe entender mejor para integrar con confianza los procesos tecnológicos y sus nichos de negocio.  

1. La nube no es una tecnología, es un modelo de negocio

Generalmente solemos escuchar sobre la nube y sobre las ventajas que ofrecen sobre otros tipos de tecnologías. Sin embargo, también es muy común asociar a la nube con tener que mover todos los datos a servidores en la nube pública o a cambiar por completo los procesos ya definidos.

Jonathan Castro, Lenovo. Imagen: Lenovo.

Según Jonathan Castro, gerente de marca de la Unidad de Infraestructura de Lenovo, la nube es un modelo de negocio más que una tecnología. Según él, estar en la nube no significa tener servidores externos, sino que es un concepto más versátil que se adapta a las necesidades del usuario. Puede que algunas pymes utilicen servicios en la nube pública mientras que otras tienen servidores privados o híbridos. Acá poco interesan los ‘cajones’ y más qué se está implementando con ellos.    

“El mercado más grande a nivel regional son las pymes. El 70 % de las Pymes vienen adoptando nuevas tecnologías, y es imperativo hablar de soluciones cloud”, dice Castro. La implementación de la nube abre las puertas hacia otros modelos de negocio, además de tecnologías como la analítica y la Inteligencia Artificial aplicada a negocios.

2. Es necesario adoptar tecnologías más rápidamente

En este orden de ideas, una de las necesidades de las pymes y el ecosistema empresarial en la región es conocer y adoptar nuevas tecnologías más rápidamente. Fernando Sotelo, director de Alianzas Estratégicas y Experiencia del cliente en Zoho para América Latina, escribió que «el primer miedo [de las empresas] surge por falta de conocimiento de los colaboradores en cuanto a las posibilidades que brinda la tecnología. La indecisión termina retrasando las decisiones y atentando contra el futuro de toda la organización».

Si bien las pymes se han abierto a temas como la nube y sus aplicaciones, también se requiere de un aprendizaje constante en tecnologías como IoT y la computación en el borde. Castro, de Lenovo, resaltó que las pymes han dado pasos muy asertivos en su Transformación digital, pero todavía hace falta explorar tecnologías de vanguardia.

3. Pensando en IoT y sus aplicaciones

Uno de los terrenos que más creceráN en años futuros es el de IoT, o Internet de las cosas. Aunque este tipo de procesos tienen su punto más fuerte en industrias pesadas o de logística, lo cierto es que también tiene muchas aplicaciones para todo tipo de empresas. La utilización de sensores, por ejemplo, puede ayudar a entender mejor el tráfico de gente en un almacén o incluso una ciudad entera.

En este punto, Castro es enfático y resalta que IoT no debe ser pensada como una tecnología para pocos, sino más bien como un proceso que debe ser analizado e implementado de acuerdo con las necesidades de cada empresa. En este punto, también es importante entender la flexibilidad de los sistemas, y que pueden ser tan ligeros y sencillos o robustos y grande sea necesario.  

4. La computación en el borde se vuelve esencial

Tal vez una de las temáticas a veces más habladas, pero también más malentendidas, es la de la computación en el borde. Aunque sería fácil pensar, por ejemplo, en tener que adquirir o contratar servidores en todos los espacios, lo cierto es que la realidad tiende a ser mucho más sencilla.

“Un informe de Gartner dice que hacia el 2025, el 75 % de la data se va a procesar en el borde. No en la nube pública ni en el data center”, explicó Castro, de Lenovo. En palabras sencillas, si los dispositivos IoT se encargan de recopilar estos datos, la computación en el borde se encarga de analizar y simplificar estos datos sin necesidad de depender de servidores externos.

Es decir que la información es procesada en el mismo lugar en donde es recopilada y luego puede ser transmitida o almacenada. En la práctica, esto puede tener forma de miniservidores que no toman mucho espacio. Sin embargo, puede tener muchas formas, como por ejemplo la de un automóvil inteligente que procesa información de conducción y alrededores al mismo tiempo que es recopilada.  

5. Hoy por hoy, la tecnología es asequible

Zoho-Fernando-Sotelo-Medium-1
Fernando Sotelo, Zoho. Imagen: Zoho.

Tal vez el punto más esencial es el de los costos. Si bien la tecnología trae muchos beneficios, un costo muy alto puede ser altamente restrictivo, incluso para pymes que deseen implementar las tecnologías. Justamente por esto, las tecnologías as-a-service se han convertido en uno de los modelos más populares, debido principalmente a su bajo costo y flexibilidad.

“El software como servicio termina siendo un modelo adecuado, al brindar la flexibilidad para que las empresas solo paguen –de forma mensual o anual– por las aplicaciones que utilizaron en el momento o el número de personas que las usaron”, escribe Sotelo, de Zoho. Hoy en día, las pymes no necesitan de un gran capital para invertir en tecnología.

6. El software es agnóstico

Uno de los puntos más importantes en el ambiente tecnológico es entender que, más que empresas, lo que existe hoy en día es un ecosistema. Como todo ecosistema, se debe tener un balance adecuado, en donde todos los componentes pueden nutrirse, vivir y al mismo tiempo aportarle al sistema.

Todo esto para decir que, si bien es importante tener aliados en la Transformación digital, esto nunca significa que no se puedan tener servicios con otras marcas. Es posible tener software de Lenovo que corre en ambientes de Microsoft Azure así como en ambientes privados. Es clave entender que contratar los servicios con una compañía no significa renunciar a las otras.

“Hoy por hoy las compañías tienen diferentes soluciones, puede tener entornos multinube dependiendo de los servicios”, explica Castro, de Lenovo. En ese sentido, una buena solución de software será aquella que pueda adaptarse a todos los entornos de una compañía, sin importar qué tan grande o pequeña es.


Imagen principal: Israel Andrade (Unsplash).