Muchos niños, quizá sin siquiera notarlo, aprendieron a leer, a reconocer la diferencia entre alrededor, arriba, abajo y a tráves, y a darse cuenta de que «una de estas cosas no es como las otras» gracias a Plaza Sésamo. Ahora, de adultos, algunos no tienen más contacto con el programa infantil sino a través de sus hijos o menores a cargo.

Durante la infancia de muchos, otro elemento importante para el desarrollo de la creatividad y las habilidades motrices fueron las fichas de Lego. Pero a diferencia de lo que sucede con Plaza Sésamo, hoy muchos adultos todavía utilizan los famosos bloques de construcción, pero para desarrollar estrategias empresariales.

El uso de fichas de Lego es la base de una metodología llamada Lego Serious Play (Juego Serio de Lego), de la cual solamente hay 14 personas en el mundo –los entrenadores o trainers– que se dedican a formar nuevos facilitadores (las personas que aplican la metotodología para resolver problemas empresariales y de otras índoles).

Uno de esos entrenadores es un colombiano –el único que forma parte de este selecto grupo, al cual pertenecen 4 latinoamericanos– llamado César Suárez; él fue entrenado por la Asociación de Máster Trainers de Lego Serious Play y ha realizado más de 600 talleres en 10 países, con impacto en más de 10.000 personas.

Claro, cuando se habla de Lego lo primero que le sucede a la gente es que vuelve a su infancia, pero justamente esa es una de las cosas «poderosas» de la metodología –señala Suárez–, pues devuelve a las personas a lo básico y hace que lo complejo se vuelva simple. O por lo menos activa el interruptor del juego para enfocar los negocios de manera más fácil, divertida y efectiva.

César Suárez - Lego Serious Play
César Suárez, entrenador de Lego Serious Play (archivo particular).

La metodología Lego Serious Play nació en 1995 como una forma de ayudar a Lego –la reconocida empresa del mundo del entretenimiento– a encontrar la solución para algunas situaciones que atravesaba en ese momento. Una ‘ficha’ fundamental en su desarrollo fue un pedagogo danés llamado Robert Rasmussen, que unió su esfuerzo y conocimiento a los adelantos logrados por el equipo de trabajo para traer la mundo la primera versión.

Con esta metodología se han desarrollado estrategias –o se ha jugado– en miles de empresas y organizaciones del mundo tan reconocidas como la Nasa y Google, solo por mencionar 2 casos. De forma básica y resumida, Suárez explica: «Se hace una pregunta y las personas la contestan construyendo su respuesta con piezas de Lego. A partir de eso expresan su razonamiento sobre la pregunta y exponen su respuesta construida con las piezas; entonces empieza un proceso de reflexión».

Cabe aclarar que las piezas no son iguales a aquellas que usan los niños, pero claramante se nota que son de la misma familia. Y aunque al comienzo muchos ejecutivos ‘hacen caras’ cuando se les invita a desarrollar una estrategia de negocios jugando con Lego, los resultados los hacen convencerse de que la metodología funciona y da resultados. Porque –si acaso se lo preguntaron– la alternativa de no usar bloques durante el proceso no existe.

La metodología Lego Serious Play tiene 7 técnicas que permiten desarrollar el método completo, y que cubren desde hacer estrategia a nivel organizacional, pasando por resolver problemas específicos, desbloquear conocimiento, incentivar la creatividad y la capacidad de comunicarse de las personas.

A partir de la planeación de talleres para resolver los problemas específicos, se pueden lograr diferentes niveles: «Pueden ser talleres de 4 hasta 16 horas jugando con piezas de Lego, en las que podemos llegar al nivel más complejo de pensar en la estrategia de la organización […] y simular escenarios de lo que puede pasar en ella durante el futuro cercano».

Y, como ha sucedido con casi todas las actividades humanas en los últimos 18 meses, la pandemia ha potenciado el uso de Lego en la planeación de estrategias empresariales, porque gracias a esta metodología se piensa en el futuro de «manera diferente», destaca el formador colombiano.

Parte del éxito radica en que la metodología no se aplica para hacer procesos de planeación ‘eternos’ y poner en práctica las extrategias cuando ya puede ser demasiado tarde, sino que se trabaja en un esquema de planear-ejecutar-planear-ejecutar que, señala Suárez, es mucho más asertivo en mercados tan cambiantes como los actuales.

Aunque los casos ‘para mostrar’ de procesos exitosos con Lego Serious Play se han desarrollado en empresas grandes, Suárez asegura que la metodología se puede aplicar en empresas de cualquier tamaño y en cualquier industria que entiendan que esta forma de aprender y trabajar jugando es efectiva, que es una verdadera inversión; en especial, señala el entrenador, empresas que tengan directivos valientes, vanguardistas y de mente abierta que sean capaces de quitarse la investidura de grandes ejecutivos para sentarse a ‘jugar’ sin problema.

Al final, más que una herramienta para el desarrollo de estrategias empresariales, Lego Serious Play es una metodología para la resolución de problemas, que no solo trasciende lo estratégico, sino también lo empresarial, pues se conocen casos de éxito al aplicarla en ambientes educativos o médicos, entre otros.

¿Cuál es el perfil de los facilitadores de Lego Serious Play?

¿Cómo se capacita un facilitador de Lego Serious Play?

Si desea más información sobre Lego Serious Play, puede visitar el sitio de su socio local en Colombia, Juego y Estrategia, o el de la Asociación de Máster Trainers.


Imagen principal: PxHere.