2020 fue un año destacado para la ciencia espacial. Pese a que la situación de emergencia debido a COVID-19 puso un asterisco gigantesco en el avance científico, esto no detuvo la exploración espacial y pudimos llegar a nuevas fronteras. 

Sin duda alguna, uno de los eventos más comentados fue el lanzamiento de humanos hacia la Estación Espacial Internacional (ISS, por sus siglas en inglés) por parte de SpaceX. Esto marcó la primera vez que una compañía privada llevaba humanos por fuera de la órbita terrestre, y el inicio de una nueva era para la Nasa y SpaceX. Starship, de la misma SpaceX, también tomó vuelo por primera vez, y se postula como uno de los avances más importantes para este nuevo año.

Se realizaron bastantes lanzamientos con destino a Marte, y también la Agencia Espacial Europea puso uno de los primeros satélites en la órbita solar.

Incluso con tantos avances y lanzamientos exitosos, parece que 2021 podrá igualar o incluso superar lo que fue 2020. Estas son algunas de las misiones programadas para este año (asumiendo que no tengan contratiempos) que vale la pena tener en el radar.      

Llega la temporada marciana

Durante junio, julio y agosto de 2020, 3 naciones del mundo lanzaron misiones con un mismo objetivo: Marte. Esta ventana de lanzamientos se programó debido a que justo era en ese momento cuando las órbitas de la Tierra y Marte estaban a una distancia más corta para el recorrido de las las naves espaciales. 

La primera misión en llegar al Planeta Rojo será Hope, el primer lanzamiento a espacio profundo por parte de los Emiratos Árabes Unidos. Aunque Hope no tiene planeado aterrizar allí, estará en órbita para estudiar la atmósfera marciana. La misión tiene programado llegar el 9 de febrero.

Apenas un día después –el 10 de febrero–, la misión Tianwen-1 de China también entrará en órbita marciana. Después de orbitar Marte por algún tiempo, se iniciará el aterrizaje de un rover en el mes de mayo. En caso de lograrlo, China será el segundo país en el mundo –después de Estados Unidos– en aterrizar en el Planeta Rojo.

Por último, Perseverance de la Nasa llegará a Marte el 18 de febrero e inmediatamente intentará aterrizar en el planeta. Si lo pueden hacer correctamente, buscará muestras de vida extinta en Marte, que serían devueltas a la Tierra en una misión posterior.     

Boeing le pisa los talones a SpaceX

Imagen: Boeing

Como ya mencionamos, SpaceX hizo historia en 2020 al haber lanzado exitosamente 2 misiones tripuladas hacia la Estación Espacial Internacional. Sin embargo, lo cierto es que no es la única empresa privada con esta meta. Precisamente la Nasa otorgó un contrato similar al de SpaceX a la ya conocida Boeing. 

Durante un vuelo de prueba en diciembre de 2019, Starliner –el nombre de la nave– tuvo errores catastróficos que por poco acaban en la pérdida total del prototipo. Después de meses de ensayos internos, la Nasa y Boeing esperan realizar un ensayo exitoso en marzo de 2021 para potencialmente tener una misión tripulada a finales del año. 

Adicionalmente, compañías como Virgin Galactic y Blue Origin –de Jeff Bezos– tienen planeado llevar turistas especiales a la órbita baja terrestre, aunque todavía no son públicas las fechas específicas.    

El telescopio James Webb, por fin en órbita

El telescopio James Webb –un desarrollo conjunto de la Nasa, la Agencia Espacial Europea y la Agencia Espacial Canadiense– ha estado en etapa de planeación y desarrollo por varios años. Aunque se suele decir que será, efectivamente, un sucesor al venerable Telescopio Hubble, lo cierto es que ambos trabajarán en conjunto. 

Después de más de una década de retraso y un costo que supera los 10.000 millones de dólares, el telescopio tendrá su ventana de lanzamiento en octubre de 2021. A diferencia de Hubble, que tiene su órbita alrededor de la Tierra, James Webb estará en órbita solar en una región denominada Lagrange 2 –o L2– a 1,5 millones de kilómetros de nosotros. 

Este nuevo telescopio cuenta con un lente de 6,5 m (comparado con los 2,4 de Hubble) y la capacidad para detectar ondas infrarrojas. Sus metas de estudio serán las galaxias cercanas al borde del universo, así como el descubrimiento de exoplanetas.  

La Luna sigue estando de moda

Y aunque hablamos de Marte y de órbitas solares, esto no quiere decir que hayamos dejado olvidada a la Luna. Mientras que China ha aterrizado en la superficie lunar 3 veces en los últimos 7 años, la Nasa no ha estado en la Luna desde 1972.

Esto potencialmente puede cambiar en 2021, ya que la Nasa tiene contratos con varias empresas privadas para llevar naves espaciales y algunos rover cuyo objetivo será aterrizar en el satélite natural de la Tierra. El primero de estos se llama Peregrine, es desarrollado por Pittsburgh’s Astrobotic y tiene planeado ser lanzado en junio.

Adicionalmente, la Nasa tiene contemplado llevar astronautas a la Luna en su misión Artemis-1. Aunque está planeada para 2024, en noviembre de 2021 la agencia tiene planeado hacer el lanzamiento de su nuevo cohete SLS –Space Launch System–, poner la cápsula Orión en la órbita lunar y regresar a la Tierra.    

La Nasa estudia cambiar la trayectoria de asteroides

Imagen: NASA

La historia sobre un asteroide que va a colisionar con la Tierra es un concepto que Hollywood ha explotado por años en películas como Armageddon. Sin embargo, este es un evento real, que efectivamente extinguió a los dinosaurios y que seguramente volverá a ocurrir en el futuro. 

La pregunta, entonces, no es si va a ocurrir, sino cuándo va a ocurrir de nuevo. Científicos alrededor del mundo han estudiado qué hacer en tal caso y cómo sería nuestra respuesta. Para evaluar una opción probable, la Nasa va a lanzar en 2021 una misión que tiene como objetivo analizar qué tan posible es modificar la órbita de un asteroide al ser chocado. 

La misión se llama Dart –Double Asteroid Redirection Test, en inglés–, y tiene su ventana de lanzamiento en julio de 2021 con el impacto programado para ocurrir en la segunda mitad de 2022. 

Ojos puestos en Starship

Después de más de 10 ensayos en 2020, SpaceX sigue su paso acelerado para poder lograr un vuelo completo de Starship. Starship es el nuevo cohete pesado de la compañía, cuyo objetivo principal es llevar humanos y carga pesada hacia la Luna y potencialmente Marte. Su desarollo es uno de los más grandes avances espaciales del 2021.

En diciembre del año pasado, Starship levantó vuelo antes de explotar, pero la compañía de Elon Musk ya tiene preparadas 2 iteraciones más de Starship listos para más ensayos. Starship tiene 2021 como fecha de lanzamiento tentativa, aunque todavía no han anunciado nada más concreto.